Esther Martí Lidera la Red Internacional de PSS – los Salones de Peluquería Saludables y Sostenibles – Bioformación. Recientemente, ha sido distinguida por la Agencia Europea (EU-OSHA) en la Cumbre de la campaña “Trabajos saludables y la alerta frente a sustancias peligrosas”, tras presentar el Salón de Peluquería Elvira de Villanueva de la Serena (Extremadura) como caso de éxito. El reconocimiento atiende a sus buenas prácticas en materia de sustitución de productos químicos sintéticos, nocivos para la salud y causantes de enfermedades relacionadas con el trabajo por productos totalmente orgánicos y naturales.

-En primer lugar, enhorabuena por este galardón, ¿qué ha supuesto para usted recibir este reconocimiento?

Anteriormente ya había quedado el mismo proyecto “Finalista de los Premios Ignasi Fina”, de Barcelona en 2016 y “Finalista Premios Prevencionar” en 2018 en Madrid, a la mejor PIME; solo que no había presentado ningún salón que ya hubiera hecho el cambio.

Esta vez he presentado la “Peluquería Elvira”, una de las que han realizado este cambio, con mi formación, es un equipo de 4 personas y la empresaria Elvira Mera, que ha tenido que luchar algunos momentos con las empleadas, por ejemplo en el uso de los Epi’s, pero finalmente bajo un buen liderazgo, ha conseguido que los usen diariamente, cuando hacen trabajos técnicos (con sustancias químicas) que ahora ya están a un 70%, es decir, de cara a enero 2020, que hará el año de su implantación, seguramente podremos decir que ha llegado al 90% sin química.

Este premio para mi representa muchas cosas, lo primero es un premio a mi trabajo de 10 años, y mi lucha por advertir primero y aconsejar después a los profesionales del sector.

También representa que la peluquería está cambiando, y que si en 1949 ya sabían de algunas sustancias peligrosas, ahora se pueden decir abiertamente que lo son y deben protegerse. Este galardón, según me dijeron EU-OSHA, va a ser muy bueno para la Peluquería Europea, y de hecho ya estoy invitada en mayo a dar una conferencia para coiffure.org y una demostración del color vegetal a miles de peluqueros de Europa, que acuden a un evento que ellos están preparando en Bélgica.

Este reconocimiento demuestra que es un avance para la Peluquería de toda Europa y que vamos por buen camino.

-El centro de belleza que presentó ha realizado un cambio bajo su instrucción como Coach Orgánica, dado que desarrolla un programa formativo en el que se pone de relieve los riesgos del sector de las peluquerías y su repercusión en la salud del planeta. ¿En qué consiste este plan formativo y cuál es su principal objetivo?

Mi función actual, es la de reconducir al propietario y empresario de un salón de peluquería, hacia una profesión más saludable y a la vez sostenible en pro de un Planeta sano y limpio. Resolver encrucijadas, dudas, dificultades tomando conciencia de la situación, viendo su posible evolución y la solución. Aportando consejos sobre productos adecuados, y nocivos, algo que los propios fabricantes no realizan porque ni siquiera, al no tener obligación, les proveen de Fichas de seguridad.

Dentro de mi método formativo, junto a personas que colaboran conmigo, incluyo cinco programas: Riesgos laborales y personal activo, Colorimetría vegetal, Alimentación saludable, Mindfullnes y relajación, Reciclado y desechos selectivos.

La formación del empresario y el empleado es importante para poder seguir el plan formativo exhaustivamente y así llegar a la meta del proyecto, que es un salón libre un 90% de tóxicos.

-Cuéntenos su experiencia porque creo que usted sufrió en primera persona las consecuencias de la exposición a productos tóxicos y nocivos, ¿cómo le afectó y qué consecuencias le produjo?

Colorista expertisse de profesión, tuve que dejarlo por ser diagnosticada, 2 años después de empezar los síntomas, de Asma alérgica a persulfatos, sulfatos y metales pesados contenidos en productos de peluquería. Y fue la causa de mi trayectoria actual.

Mi interés en poder entender por qué mi amada profesión, con la que yo disfrutaba las más de 8 horas diarias, me había causado una enfermedad crónica para todo el resto de mi vida. ¿Qué eran aquellas sustancias tan peligrosas? ¿Cómo podía ayudar a otras personas a que no cayeran enfermas como me había pasado a mí?.

Durante mis años de profesión, y realizando una formación de Riesgos Laborales al año, nadie me había dicho que tenía que protegerme de los químicos que usaba a diario en un lugar cerrado.

Desde 2009 he sido una persona autodidacta, tanto en aprender a leer y descifrar etiquetas de los cosméticos, como en entender los peligros de los mismos y poder encontrar una solución a ello. Sin saber que la primera regla de PRL es la “sustitución”, busqué la forma de colorear las canas sin química. Encontré hennas y barros, sin embargo, probando en mí me causaban reacciones, y es que están fabricados fuera de Europa, y no tienen una Ley de etiquetaje, por lo tanto, nunca sabes a ciencia cierta de que están constituidos esos barros o hennas.

Y empecé a desarrollar mezclas con materia prima vegetal, para pigmentar las canas. En 2012 empecé a realizar formaciones a profesionales que querían cambiar a peluquería orgánica, colaborando con nuevas marcas orgánicas que surgían al mercado. En 2013 edite el libro: “La Paleta de las Plantas”.

. Es a partir de 2015 y por propia coherencia con mi filosofía de vida y profesión, que me hago autónoma y empiezo la Formación ColVe y de ahí más tarde implanto el Método Mixtura.

-¿Qué entraña para la salud el trabajar diariamente en una peluquería que no es saludable? ¿Cuáles son las principales líneas de prevención a tener en cuenta en su sector?

Algunos de los agentes químicos peligrosos que pueden estar presentes en los productos cosméticos son:

  • Persulfato de amonio: acelerante de los productos para las decoloraciones.
  • Persulfato potásico: antioxidante y, en ocasiones, también acelerante de las decoloraciones.
  • Amoníaco: componente de los productos de coloración oxidantes.
  • p-fenilendiamina, p-toluendiamina, 4-aminofenol: tintes capilares.
  • Resorcinol: modificador del color, componente de tintes capilares.
  • Alcohol tetrahidrofurfurílico: disolvente de tintes capilares.
  • Tioglicolato de amonio, glicerolmonotioglicolato: reductores para los cambios de ondulación.

Los productos cosméticos también pueden incorporar en sus formulaciones disolventes como acetona, etanol, metanol y xileno, entre otros.

Además, debido al uso de productos en forma de spray puede haber exposición a propelentes como el butano, etano y propano.

Además de que es posible la sustitución de los tintes químicos y otros productos de peluquería por vegetales y orgánicos, es necesario concienciar al sector que deben utilizar mascarilla, gafas y guantes de vinilo o nitrilo (aún hay salones que usan guantes de latex), al preparar, aplicar y lavar un trabajo técnico. Así como ventilar de forma natural dos veces al día los salones es primordial para evitar enfermedades.

El problema es que los empleados no saben que los Epi’s o herramientas para la prevención deben ofrecerlos los empresarios, y si en las formaciones de Riesgos Laborales no se les especifica que deben usarlos, y pedirlos, no se suelen usar. Además, porque según los empresarios, da mala imagen.

Esta imagen no es necesaria cuando se usa color vegetal porque al ser plantas antiinflamatoria y de medicina Ayurveda, el empleado no está expuesto a vapores tóxicos ni a química peligrosa. Por lo tanto no necesita usar gafas ni mascarilla. Incluso con el tiempo, cuando la piel de las manos está menos deshidratada, incluso puede dejar de usar guantes, un color vegetal, si solo lleva plantas, no mancha la piel.

-De su trayectoria se desprende que ha creado una Red Internacional de Peluquerías Saludables y Sostenibles, ¿cuántos establecimientos forman parte de esta red y cuál es la finalidad de esta iniciativa?

Es un Red de reciente creación, y de momento somos 16 peluquerías en toda España, y 2 internacionales, una de Lima y otra de Noruega, que están empezando con el cambio, y vinieron a formarse este verano a Barcelona.

Pero con la noticia del Galardón Europeo, ya me están llamando muchas profesionales que quieren sumarse a esta nueva forma de trabajar y convertirse en PSS.

Las peluquerías que entran en la Red deben seguir una serie de normas, además del uso de color vegetal y productos fabricados en Europa, el uso de los Epi’s, y realizar el programa formativo completo, en el tiempo que ellas deseen, normalmente si siguen mis instrucciones en un año pueden conseguirlo. No es un camino fácil, pero si realizan el programa completo, lo consiguen.

-Cuéntenos algún ejemplo de peluquería internacional sostenible que destaque por sus buenas prácticas

Como he dicho anteriormente, están empezando dos salones, Bertha en Lima, lleva unos dos años intentando concienciar al sector, de hecho, me recuerda mucho a mí cuando empecé hace 10 años, nadie me creía, e incluso me han llegado a decir que dejara de asustar al profesional, cuando yo solo intento que no lleguen a enfermar como me paso a mi por falta de conocimientos en PRL y en química tóxica.

Maria Esther, en Noruega es una chica de Valladolid, que vive hace 5 años en Noruega, y tiene allí un salón que está empezando a reconducirlo hacía lo orgánico.

Yo les enseño lo que es cosmética orgánica real, pseudo-orgánica, nociva, y peligrosa. No les obligo ni les vendo ninguna marca de producto para el salón, pero si les ayudo a encontrar lo mejor, comprobando etiquetas e intentando conseguir las Fichas de seguridad de cada nuevo producto o marca que sale al mercado.

– ¿Considera correcto el etiquetado, o dicho de otro modo, cree que los clientes estamos lo suficientemente informados de los ingredientes de los productos de cosmética y peluquería que habitualmente consumimos? ¿Qué mejoras deberíamos implantar?

Bien, pues el etiquetado de productos fabricados en Europa, por ley deberían ser correctos, pero ¿Quién comprueba que realmente lo que se fabrica sea lo que pone la etiqueta? Una vez pasados los trámites legales, y realizar la Ficha de seguridad, ¿Cómo sabemos que el interior del producto lleva eso y “nada más”? Pienso que existe un gran agujero que falta rellenar con más conciencia y coherencia. Eso sí, los productos de fabricación europea, son mucho mejor que los de otros países, algunos sin legislación como la India, de donde provienen los barros o arcillas pigmentantes que en los últimos años proliferan en el mercado profesional del sector. Hay que tener cuidado porque algunos no son lo que dicen ser, vegetales 100%.

Aparte, el problema del profesional, es la cantidad de producto que usa diariamente durante largas horas y en lugares sin ventilación natural y sin llevar los Epi’s adecuados.

Una crema, un champú, un serum, se fabrican para uso diario una o dos veces al día. Un tinte para uso mensual. ¿Cuántas veces usan, tocan respiran, inhalan estos productos los profesionales de peluquería o incluso las manicuras o esteticienes?

Quizás es el momento de llamar la atención a los fabricantes y en vez de ver el máximo permitido en los productos, buscar el máximo que puede inhalar, tocar o absorber una persona de un producto.

Me remito al último estudio  del INSST de Asturias.

-¿Cree que ha proliferado una línea de marcas “orgánicas y naturales” que se suben al carro de la moda saludable, pero que realmente no lo son?

Si, es lo que yo llamo Pseudo-orgánicas. Han quitado derivados de petróleo y siliconas de sus formulaciones, por lo tanto si son mejores que los que los llevan, que es la cosmética tradicional. Sin embargo, no todas sus sustancias son saludables, y en ocasiones, no es una sustancia la mala, sino el coctel de sustancias.

Es lo que llamamos Green-washing o Marqueting verde. Nos engañan con cajas con flores, o letras verdes y envoltorios verdes, ahora L’Oreal lanzará al mercado producto con envoltorio de cartón, para ser sostenible, dice; pero en el interior ¿irá el mismo producto que suele vender en la actualidad?. ¿Dónde está la salud del profesional para estas marcas?

En mi programa formativo, también les enseño a leer etiquetas. Ya no hay comercial que pueda engañar a las que aprenden a leerlas. Claro, que el comercial no es quien tiene la culpa de transmitir cosas erróneas, de hecho es el departamento de Marqueting el que inventa el modo de gustar al cliente, y este transmite al comercial lo que debe decir para vender.

-¿Cuáles son los principales requisitos que debe reunir un establecimiento para formar parte de la red de peluquerías saludables y sostenibles?

La salud y el cuidado de nuestro Planeta son nuestros valores de presentación.

Nuestra visión es tener una cultura de trabajo seguro frente a sustancias químicas, y la sustitución de las mismas en el caso de poderse realizar. Haciéndolo solo con productos de fabricación Europea. En la RED de PSS la seguridad empieza por cada un@ de los trabajadores, incluidos el/la empresari@

Después de la sustitución, pasaremos al implantar el uso de los Epi’s, en el momento necesario (tinte, permanente, mechas, decoloración, alisado…) a la vez, si hay espacio, implantar en el salón un aparato extractor o aspirador de humos para la realización de “alisados orgánicos”, que de orgánicos nada.

Ventilar dos veces al día el salón con entrada de aire natural.

No usan capas de plástico ni boles de plástico, no usan discos de algodón, sino discos de tela de bambú y palitos de orejas también de bambú.

Sus desechos se dividen en 4 cubos: Plástico (que casi no tienen), orgánico (cada vez tienen más –pelo natural), Cartón y el químico dónde ponen lo que ha tocado cualquier trabajo químico, papel osmótico o de plata para las mechas, tubos de tinte gastado, los tapones del tubo, etc. Y esta bolsa es la única que no tiran en el contenedor al salir, sino que una vez a la semana la llevan al centro de reciclado de su ciudad, como sustancias químicas tóxicas que son. Una gran diferencia con los salones químicos, que todo lo tiran a una bolsa y al contenedor general.

A partir de aquí, realizan el test de autoevaluación www.prevención10.es y las 4P’s de Mieses Global, quien si finalmente reúnen todas los requisitos del programa, les dará el Certificado PSS para su salón.

También deben realizar el Programa “Siéntete Radiante” de Pilar Benítez, que colabora con la Red PSS, formando en alimentación saludable, desde cómo deben comprar, que comer, relajación, etc. Un programa muy recomendable para todas las personas, que Pilar ha reconducido de forma más personalizada para estas profesionales que comen a veces en poco tiempo y de tapers normalmente.

Más tarde tienen l Programa de Mindfullnes básico, algunas de ellas más tarde realizan el avanzado, pero no es un requisito. Es muy importante saber vivir el momento en esta profesión tan estresante. Poder parar un instante para proseguir sin estrés.

Con estos dos últimos programas formativos, realizan después una cadena de conocimientos que comparten con sus clientes, y estos con sus familiares y amigos o compañeros de trabajo, creando una gran cadena de salud y sostenibilidad entre todos.

Previous Las pequeñas empresas también pueden actuar frente a las sustancias peligrosas
Next “Los principales problemas en materia de salud laboral de nuestros profesionales son el sedentarismo y la lucha contra el tabaco”

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.