José Antonio Villalba: “ser una empresa saludable es un camino, hay que evitar que sea una moda pasajera”


Con motivo de los IX Premios Mutua Navarra a la promoción de la salud, hemos querido hablar con los ganadores para preguntarles sobre las buenas prácticas que realizan que buenos cuenten cómo fueron los comienzos y el camino a seguir.

José Antonio Villalba Ruete, responsable de salud laboral de BSH Electrodomésticos España, S.A.

¿Qué significó para vosotros obtener el Premio Azul a la Promoción de la Salud en los XI Premios Mutua Navarra?

Fue una enorme satisfacción. Después de años de intenso trabajo en los servicios médicos de BSH, empezamos a recoger resultados muy satisfactorios. Este reconocimiento nos motiva para seguir trabajando por la salud de los empleados.

¿Cuál fue el antes y el después para invertir en promoción de la salud y tomar el camino de Empresa Saludable?

Es cierto que ser una empresa saludable es un camino. Hay que evitar que sea una moda pasajera. En 2001, la compañía declaró la empresa “Sin Humo”, motivo por el cual recibió un reconocimiento del Gobierno de Aragón, teniendo en cuenta que la Ley antitabaco llegó a finales de 2005. No obstante, tendríamos que remontarnos mucho atrás. Nuestra empresa ha apostado siempre por tener recursos sanitarios propios. Sí, además, interpretamos la salud de forma integral, la promoción de la salud viene sola.

¿Qué prácticas y acciones realizáis a día de hoy?

Hemos iniciado ya el quinto año de nuestra Cátedra “Empresa Sana”, junto a la mutua MAZ y la Universidad San Jorge. El objetivo es la investigación en Salud Laboral para prevenir trastornos musculo-esqueléticos (TME) que es nuestro principal problema de salud. Fruto de estos estudios hemos desarrollado, entre otros, el proyecto Fisiocoaching de educación postural personalizada. Otra acción destacable es la derivación a centros privados para problemas de enfermedad común -no relacionados con la actividad laboral- para su diagnóstico y eventual tratamiento, y abonadas íntegramente por la empresa.

Además, desarrollamos los programas habituales de promoción del ejercicio físico, alimentación saludable, fisioterapia en el centro de trabajo, mindfulness, espacios cardioprotegidos, deshabituación del tabaco, prevención del cáncer, o fisioterapia de suelo pélvico, entre otros.

¿Cómo lo acogieron los mandos intermedios y la dirección?

Muy positivamente. Un trabajador sano y comprometido con la empresa genera un mejor entorno de trabajo más colaborador y productivo. Todas nuestras acciones están recogidas en un plan estratégico supervisado por el comité de gerencia de BSH Electrodomésticos España.

¿Cuáles son los principales beneficios que obtenéis como empresa con esta nueva filosofía laboral?

Además de los reconocimientos públicos que mejoran la reputación de la empresa, también aumenta la satisfacción de los empleados y su compromiso con la empresa. Como ejemplo, en los estudios de la Cátedra han participado 220 trabajadores voluntarios. Asimismo, el incremento de la salud de los empleados, aumenta la productividad de la compañía. El beneficio es trasversal.

¿Cuáles son los siguientes pasos a seguir?

Actualmente estamos empezando acciones sobre gestión de la edad, diversidad de género, ampliar los estudios epidemiológicos y Data Science. Asimismo, debemos continuar trabajando por la mejora del bienestar emocional de los empleados.

Previous Quinton apuesta por vivir y trabajar feliz
Next Un ejemplo en comunicación: La gestión de los riesgos psicosociales por el INSSBT

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *